Estrés postraumático Madrid

Estrés postraumático

Situaciones de trauma. Tratamiento de estrés postraumático

TRAUMA: Choque o impresión emocional muy intenso causado por algún hecho o acontecimiento negativo, puntual o reiterado, vivido en primera persona u observado, que produce una huella duradera que la persona siente que no puede superar.

Los síntomas del trastorno de estrés postraumático por lo general se agrupan en cuatro tipos: recuerdos intrusivos, evitación, cambios en el pensamiento y en los estados de ánimo, y cambios en las reacciones físicas y emocionales. Los síntomas pueden variar con el paso del tiempo o según la persona.

Recuerdos intrusivos

Los síntomas de los recuerdos intrusivos pueden ser:

  • Recuerdos recurrentes, involuntarios y angustiantes del hecho traumático
  • Revivir el hecho traumático como si estuviera sucediendo otra vez (reviviscencia)
  • Sueños perturbadores o pesadillas acerca del hecho traumático
  • Angustia emocional grave o reacciones físicas a las cosas que te recuerdan el suceso traumático

Cuando una persona sufre estrés postraumático no consigue hacer desaparecer las imágenes de la situación traumática y vuelve a reexperimentar el acontecimiento una y otra vez.. Cualquier estímulo sensorial, como puede ser un olor, sonido, sabor, color, sensación física o pensamiento puede llevarle, de forma involuntaria, a revivir aquello que quiere a toda costa olvidar.

La situación traumática puede haber terminado, pero sigue reproduciéndose en forma de recuerdos que no consigue integrar para disfrutar de tranquilidad.   

Evitación

Los síntomas pueden ser:

  • Tratar de evitar pensar o hablar acerca del suceso traumático
  • Evitar lugares, actividades o personas que te recuerden el suceso traumático

Hay personas que pueden desarrollar amnesia de algunas partes o de la totalidad del acontecimiento, como mecanismo inconsciente para evitar enfrentarse al hecho.

Cambios negativos en el pensamiento y en el estado de ánimo

Los síntomas de los cambios en el pensamiento y en el estados de ánimo pueden ser:

  • Pensamientos negativos sobre ti mismo, otras personas, o el mundo en general
  • Desesperanza acerca del futuro
  • Problemas de memoria, incluso no recordar aspectos importantes del suceso traumático
  • Dificultad en mantener relaciones cercanas
  • Sentirte distanciado de tus familiares y de tus amigos
  • Falta de interés en las actividades que antes te gustaban
  • Dificultad para sentir emociones positivas
  • Sentirte emocionalmente insensible

Se suele perder la sensación de tener control sobre la propia seguridad. El mundo se percibe como altamente peligroso e incontrolable, produciendo un intenso estado emocional en el que oscilan la ansiedad, la culpa, la ira, la rabia, la hostilidad, a veces la vergüenza, y con mucha frecuencia la tristeza e incluso la depresión (el trastorno de estrés postraumático tiene una alta comorbilidad con el trastorno depresivo, entre un 60-80% de personas presentan ambos desórdenes).

Cambios en reacciones físicas y emocionales

Los síntomas de los cambios en las reacciones físicos y emocionales (también llamados síntomas de excitación) pueden ser:

  • Asombrarte o asustarte fácilmente
  • Estar siempre alerta al peligro
  • Conducta autodestructiva, como por ejemplo beber en exceso o conducir demasiado rápido
  • Trastornos del sueño
  • Dificultad en concentrarte
  • Irritabilidad, arrebatos de ira o conducta agresiva
  • Sentimientos abrumadores de culpa o vergüenza

Puedo ayudarle a superar esa experiencia atroz que le impide continuar con su vida. Soy especialista en intervención en trauma y estoy acreditada como terapeuta EMDR, técnica validada como eficaz para el tratamiento del trastorno de estrés postraumático.

PSICÓLOGOS MADRID CENTRO

Contacta con nosotros

CONTACTO